Hola a tod@s...!!!

Bienvenidos/as a Viajando por el Mundo que intenta ser un punto de encuentro de todos aquellos viajeros que, de manera anónima, recorren el mundo. Viajeros que no van a la televisión o a la radio a contar sus peripecias, viajaros a los que no se les subvencionan los viajes; en definitiva, gente que dentro de sus posibilidades realiza viajes mucho más meritorios. Por ello, este blog se abre a la participación de cualquier persona que desee compartir sus experiencias. Podéis comentar los viajes de los viajeros o me podéis enviar los vuestros aquí. (Si a alguien no le funciona este enlace que deje un comentario ya que he borrado mi dirección por motivo del spam)


Saludos!

viernes, 26 de junio de 2009

VINTGAR GORGE o GARGANTA DE VINTGAR

La singularidad y belleza de algunos recursos naturales atraen a cientos o incluso miles de visitantes convirtiéndolos en atractivos turísticos. No obstante, las propias características del medio natural impiden en muchos casos disfrutar de estos lugares en su integridad.


Este no es el caso de Vintgar Gorge o la Garganta de Vintgar, un lugar a priori de difícil acceso que, en este caso, se ha convertido en uno de los principales recursos turísticos del país.

Situado al borde de los Alpes Julianos, apenas a 4 km del Lago de Bled en dirección Podhom, el río Radovna ha esculpido un espectacular cañón por donde fluyen sus aguas cristalinas, de color turquesa, que son lo primero que nos llama la atención al llegar al centro de atención de visitantes.


Vintgar Gorge es un claro ejemplo de cómo convertir un espacio natural de difícil acceso en un producto turístico que, mediante un sistema de pasarelas y puentes sobre el río Rodovna, se puede visitar y, además, permite disfrutar de unas impresionantes vistas del cañón. Vistas que, sin estas pasarelas, tan solo se podrían disfrutar mediante una barca o desde el borde superior de la garganta.


El paseo para visitar la garganta comienza en el centro de visitantes, donde una vez se adquiere la entrada (alrededor de 3€), entramos en un valle que, poco a poco, se va tornando en escarpadas y angostas paredes donde las aguas cristalinas se convierten en rápidos que fluyen, violentamente, hasta morir en la cascada de Sum, de unos 16 metros de altura. Alrededor de 3 kilómetros de paseo que no requieren de condiciones físicas especiales ni de material específico, a menos de un chubasquero para evitar mojarnos si el río baja con mucha fuerza (a nosotros no nos hizo falta).

En definitiva, una excursión bonita de una hora para completar una agradable jornada en el maravilloso entorno natural de Bled.


Ver VINTGAR GORGE en un mapa más grande

1 comentario:

*Bea!* dijo...

Q chulada de sitio! :)